CUANDO CHILE ESTUVO A ESCASOS MINUTOS DE LA GUERRA

El diferendo por las islas australes Picton, Nueva y Lenox pudo terminar en una “carnicería”, recuerdan oficiales de la época. Argentina confiaba en la superioridad de sus armas, pero Chile tenía preparada una resistencia feroz, que sólo se detuvo a último momento.

PABLO SOTO GONZÁLEZ

En los meses de noviembre y diciembre de 1978, los niños de Puerto Aysén se acostumbraron a una escena poco común para la zona: cazabombarderos surcaban periódicamente los cielos, irrumpiendo con el ruido de sus motores en la apacible vida de este pueblo de 15 mil habitantes de la XI Región.

Otras señales indicaban que una situación de máximo peligro estaba cerca, aunque los pequeños jamás se dieron cuenta de que la guerra estaba golpeando la puerta.

En los colegios, se repetían una y otra vez ejercicios de evacuación, y los techos de los hospitales fueron pintados con cruces rojas para ponerlos a resguardo de potenciales bombas.

Todos los padres de familia con instrucción militar fueron movilizados a la frontera, a cavar trincheras y esperar la guerra, pero las mamás, al igual que hizo el gobierno de la época, se esforzaban para evitar que la alarma se apoderara de las vidas.

Allí, en el sur de Chile, el país se preparaba para resistir la embestida argentina, durante el periodo de conflicto más crítico de nuestra historia reciente que, de haberse concretado, pudo transformarse en el peor escenario de guerra que recuerde América Latina.

Mientras en Santiago la cancillería, a cargo de Hernán Cubillos, hacía esfuerzos para evitar una guerra que parecía inminente, en el sur se ultimaban preparativos para impedir que Argentina saliera indemne de una guerra que ellos mismos amenazaban con iniciar.

El conflicto por las islas Picton (96 kms2), Nueva (103 kms2) y Lenox (144kms 2) en el canal Beagle, entraba en ese entonces en su etapa decisiva, luego de que Argentina desconociera el laudo arbitral de Gran Bretaña que favoreció a Chile y que, en cambio, lo declarara “insanablemente nulo”.

La postura Argentina de buscar un nuevo escenario de negociación, a pesar de haber desconocido un laudo que ellos mismos se habían comprometido a aceptar, chocó con la firmeza chilena, que se basaba en que el país no estaba dispuesto a perder ni un centímetro de su territorio.

EN EL FRENTE CHILENO, UN PATRIOTISMO QUE DESBORDABA

En Punta Arenas, en el extremo sur de Chile, los preparativos de defensa eran vertiginosos. La capital regional y pueblos cercanos, vivieron de cerca la posibilidad de guerra, y estaban dispuestos a enfrentar el conflicto en forma decidida.

El coronel de Ejército Sergio Silva, a cargo del regimiento Pudeto, tenía bajo su mando a alrededor de 3 mil hombres, una fuerza desplegada en la frontera desde Porvenir a Punta Arenas.

En esa época, Silva tenía 44 años –hoy tiene 70- y recuerda la actitud con que la población enfrentó el conflicto. “Nos juntamos con la población, se les habló en el gimnasio de Punta Arenas y se les dijo que el que quería podía tomar sus cosas e irse, porque había un peligro de guerra. Pero todos quisieron quedarse y participar. Había un patriotismo muy grande”, relata.

Con un escenario internacional adverso al gobierno que encabezaba Augusto Pinochet y con restricciones a la venta de armas a Chile, las fuerzas chilenas enfrentaban a un rival superior en cuanto al equipamiento y tecnología bélica, pero existía clara conciencia entre el mando militar respecto de la ventaja en la capacidad de su personal.

Según los cálculos de los estrategas chilenos, Argentina iniciaría el conflicto con un potente ataque aéreo a blancos estratégicos para mermar la capacidad chilena. En esa época, la fuerza aérea trasandina era su flanco más fuerte, como quedaría en evidencia en la posterior guerra de Las Malvinas, donde a pesar de una estrepitosa derrota con los británicos , se anotaron algunos éxitos en el aire.

Después, los argentinos intentarían invadir con blindados, momento en el que se encontrarían con la resistencia chilena.

Como contraposición, Chile esperaría ese primer golpe, pero un momento dado, la idea era avanzar y conquistar territorio enemigo, para después negociar potenciales canjes. Las versiones sobre esa estrategia nunca han sido oficializadas, pero oficiales de la época concuerdan en esta posibilidad, que incluso consideraba la ocupación militar chilena de la isla grande de Tierra del Fuego.

Para contrarrestar las limitaciones para adquirir material bélico –regía entonces la enmienda Kennedy que restringía la venta de pertrechos a Chile-, las fuerzas chilenas recurrieron a la inventiva.
El coronel Silva recuerda que se crearon diferentes sistemas, como “la moto cazatanques”: “Cada moto podía llevar cuatro cohetes desechables, que de pegarle bien a un tanque, lo liquida de inmediato, porque lo daña en las orugas”.

“Ellos tenían una fuerza aérea más grande que la nuestra, pero aquí también se trataba de entrar por tierra. El problema lo tenían ellos por la zona fangosa. Había un solo camino de Punta Arenas a Río Gallegos y ese era el único acceso que tenían los blindados. Con un solo acceso, es más fácil de lo normal poderlos detener”, explica Silva.

Jorge Feliú, quien en ese entonces era teniente coronel y jefe del Departamento Logístico de la V División de Ejército de Punta Arenas, explica el fervor que se vivía: “En el regimiento Pudeto hacían colas para que les pasaran uniformes y armas. Había mucho patriotismo”.

Feliú, que en esa época tenía 43 años –hoy tiene 69-, cuenta algunos errores de los argentinos que afectaron la moral de sus tropas. “Llegó a Río Gallegos una columna de camiones llenos de ataúdes. Si se está a punto de entrar en conflicto y aparecen unos ataúdes, la moral se va al suelo”, explica.

ARGENTINOS ALARDEABAN CON LA GUERRA

Al otro lado de la frontera, los preparativos se hacían con aspavientos. Se consideraba que Chile era un rival de armas inferior, y varios de los miembros de la Junta de Gobierno que encabezaba Jorge Rafael Videla lo desautorizaron en más de una ocasión.

En momentos en que parecía que todavía la paz era posible, los “duros” de la administración trasandina se encargaban de imponer sus ideas de que la guerra era inevitable.

A diferencia de Chile, donde los preparativos de guerra se hicieron en medio de gran reserva para no alarmar a la población, los argentinos se movilizaron en medio de sonoras concentraciones al grito de “el que no salta es un chileno”, con oscurecimientos en sus principales ciudades, varias de ellas inalcanzables para el rango de vuelo de los envejecidos aviones de guerra de la fuerza aérea chilena, que estaba una generación atrás de la argentina.

El triunfo argentino ante Holanda en el Mundial de Fútbol de 1978, no hizo sino exacerbar los ánimos nacionalistas, que se dispararon con las declaraciones de las autoridades de la época.

Al referirse a la supuesta facilidad con que vencerían a los chilenos, algunos jefes militares argentinos incluso llegaron a hablar de “tomar champaña en La Moneda” para después ir a “orinar a Valparaíso”.

Sus colegas chilenos recordarían, años después, el costo de esa soberbia tras la derrota en la guerra de Las Malvinas.

De estallar la guerra, Chile tenía la certeza de que era más que probable que se incorporaran Perú y Bolivia, alimentados por el deseo de reivindicar territorios que perdieron en la Guerra del Pacífico. Es lo que se conoce en términos militares como Hipótesis Vecinal 3, o HV3, que implica librar una guerra en tres flancos.

Frente a esta posibilidad, las autoridades chilenas resolvieron mantener el poderoso contingente que actúa como disuasivo en el norte y no mover ni uno solo de sus efectivos.

El flanco sur, sin embargo, fue reforzado desde la zona central del país, con numerosos efectivos que eran llevados en vuelos que despegaban a diario. Así, el número de efectivos llegó a ser respetable en el sur, aunque los argentinos seguían teniendo una amplia superioridad numérica.

Según cifras de la época, Chile tenía un contingente de 80 mil hombres, contra los 135 mil de Argentina, que en sus cálculos más alegres sostenía que era capaz de movilizar a 500 mil efectivos.

EL “DÍA D” ARGENTINO, LA GRAN BATALLA QUE NO FUE

En las islas Picton, Nueva y Lenox, la infantería de marina Chilena se había hecho fuerte, a la espera de un desembarco que los argentinos amenazaban con concretar. Teniendo en cuenta las características de esta fuerza, que tiene una naturaleza ofensiva, era lógico pensar que los chilenos no esperarían mucho después de recibir el primer golpe.

“Habría sido una carnicería”, han declarado responsables militares de la época.

En el mar, la escuadra chilena aparecía en mejor pie que el resto de las fuerzas chilenas en comparación con las argentinas. Con tres cruceros, cuatro destructores, dos fragatas y tres submarinos, tenía la mejor dotación para oponerse a cuatro destructores, cuatro fragatas, dos corbetas, cuatro submarinos y el crucero Belgrano. Este último, sería hundido después, durante la Guerra de Las Malvinas.

Argentina tenía, eso sí, un arma que podía resultar desestabilizadora: el portaaviones “25 de mayo”. Sin embargo, las tempestuosas aguas australes dificultaban las maniobras de esta nave, que llevaba a bordo aviones de combate que, en otras circunstancias, podían haber causado grandes daños a las fuerzas chilenas.

Bajo el mando del almirante Raúl López Silva, la escuadra nacional se había preparado durante un año para vencer a los argentinos, por lo que cuando se supo que el ataque era inminente, recibieron la orden de salir a encontrar y frenar ese avance.

La fecha del ataque era clara: 22 de diciembre de 1978, a las 22 horas.

“El momento más difícil fue cuando anunciaron que al día siguiente se iba a iniciar el ataque. Nosotros estábamos ahí mismo, así que sabíamos como era el asunto”, dice el coronel (r) Silva.

Coincide el coronel (r) Feliú: “Poco antes del 22 de diciembre estábamos todos preocupados, sabíamos lo que podía haber sucedido”.

En el mar, donde probablemente comenzaría a definirse la guerra, los marinos chilenos vieron que la hora pasaba y que la agresión nunca llegó.

Varias versiones circulan para entender por qué la mecha de la guerra se apagó a último momento. Una de las más conocidas dice que la escuadra argentina se vio sorprendida por una tormenta en el mar que dejó muy maltrecha a su tripulación como para garantizar el éxito de la embestida inicial.

Otra versión, que circula en medio militares chilenos, dice que los argentinos se enteraron de que había submarinos nacionales en el área en que pasarían, por lo que vieron en ese momento la posibilidad cierta de ver notoriamente reducida su fuerza de mar por un ataque sorpresa.

La versión oficial argentina, sin embargo, dice que horas antes de iniciar el ataque se recibió la orden de frenar la ofensiva y aceptar la mediación del Papa Juan Pablo II.

El jefe de la escuadra, almirante López Silva, contaría después la frase con la que se despidió de su tripulación una vez que le guerra se alejó: “Les dije que, si bien el año 78 nos exigió estar muy lejos de nuestras familias y de nuestros amores, también nos permitió el privilegio de estar muy cerca de la gloria”.

ESPÍAS ARGENTINOS CAPTURADOS EN SUELO CHILENO

Durante la época de mayor tensión con Argentina, muchas versiones se multiplicaron hasta el nivel de mito. Algunas hablaban de enfrentamientos menores entre dos enemigos que llevaban meses apuntándose, pero no hay registros claros acerca de la intensidad de estas escaramuzas.

En cambio, hay hechos concretos, como la captura de espías argentinos en suelo chileno.

El coronel Sergio Silva, a cargo en esa época del regimiento Pudeto en Punta Arenas, cuenta de primera fuente el episodio: “Tuvimos prisioneros argentinos, entre ellos un oficial, a cargo de una patrulla”.

“Él se pasó con una patrulla del límite, por ahí cerca de Punta Arenas y Porvenir se les pescó. Se capturó a la patrulla y a un oficial. Eran 7 hombres. Fue sin tiroteo. Se les rodeó, y se les capturó. A la patrulla se le llevó al regimiento y al oficial también”, recuerda Silva.

“El oficial argentino contó todo. Era de inteligencia. Contó la distribución de las tropas, todo. Y después, cuando lo entregamos, dijo que lo habían torturado, pero era mentira. Pasando al otro lado, lo dieron de baja”, cuenta el coronel Silva.

http://www.emol.com/especiales/tratado_chileargentina/guerra.htm

Dr. LUIS ANTONIO, ROMERO YAHUACHI

6 thoughts on “CUANDO CHILE ESTUVO A ESCASOS MINUTOS DE LA GUERRA

  1. Si bien es cierto que los chilenos no se entregarían sin oponer resistencia, también es cierto que su entusiasmo para enfrentar el conflicto era temporal y no resistirian una guerra larga y de desgaste como lo planteaba Pinochet. Los Chilenos fueron soberbios y vanidosos, creían poder enfrentar a Perú, Bolivia y Argentina según algunas versiones, sin embargo; reconocen que la posible intervención Peruana en la guerra los hizo trastabillar reconcendo tal hecho como demoledor para los Chilenos, de ese modo prefirieron allanarse a la propuesta papal.-

  2. Vamos por partes: 1. El entusiasmo chileno no era temporal. 2. No creo que seas chileno. Cualquier chileno sabe de la inclemencia de tener tres enemigos potenciales y un territorio tan difícilmente defendible. Hay angustia en ello. Y cero ganas de tener que hacerlo. No hay mucho espacio para la soberbia cuando sabes que aunque puedas ganar acabarás con tu territorio destrozado. 3. Perú, por sí mismo, como enemigo al lado de Argentina no resulta demoledor. No te sobreestimes. 4. Chile tiende a ser pesimista acerca de sus capacidades y por eso pide antes que nada la paz. Pero ello no significa que a la hora de la hora no saque las garras y luche endemoniadamente. No creo que haya razón para ser soberbios (sí lo somos a veces), pero sí confiados en nuestra capacidad de lucha. Definitivamente. Es, dentro de todo, posesión del espíritu. Es saber quién eres. Es saber por lo que vas. Es saber que tienes lo que se necesita para ganar.

  3. Mi experiencia real , Argentina a pesar de todo no constituia un gran rival para Chile, a pesar de la capacidad numerica , el problema era que Peru y Bolivia estaban esperando el inicio del ataque argentino para atacar , todo esto con Chile en un bloqueo de armas y repuestos , se echo mano al mercado negro y paises simpateticos , municion portuguesa y sudafricana , lanzacohetes chinos [ copia del RPG7], morteros pesados de 120 israelies y bombas , repuestos para HH y Vampires desde la India ,y la enorme cantidad de fabricaciones nacionales desde bombas de racimo y mortero, municion de infanteria y fabricacion de piezas de morteros de 81 [ copia de Ecia] a esto hay que sumarle los miles de stocks en los arsenales y Famae de BAR,M1, carabinas M1,ametralladoras madsen,Mausers,bazookas, fusiles de 57 sr ,morteros USA ,etc. Contrario a lo que opinan muchos sin conocimiento , el armamento chileno daba para alistar 350.000 sin dificultad aparte de tropas ya en las FFAA , el armamento tipico de movilizados y tropa en la frontera consistia [infanteria ] fusil Sig 510 o FAL, granadas echas en Chile ,lanzacohetes Intalaza, morteros de 60,81, y 120 obus antitanque de 106 sr,obus de 155 y 105 ,ametralladoras Mg42 o G3, Brownings y una enorme amalgama desde subametralladors Thompson hasta G3HK, mas de 1000 HK47,esto sin sumar la artilleria de 75mm y 37 mm , la movilizacion chilena de primera linea [ 35000] se llevo a cabo en secreto y sigilosamente durante la noche , mientras regimientos tenian sus dotaciones completas con la segunda llamada de reserva , contrariamente a Argentina que habia adiestrado su personal en lucha mayormente antisubversiva en Chile las tropas eran de combate , Chile se habia preparado para defensa , desgaste y ofensiva y era muy dificil que tropas de llanura como las argentinas tuvieran chance frente a tropas entrenadas para combatir en la abrupta geografia chilena donde detener y emboscar con conocimiento del terreno era la especialidad chilena , argentinos incluso ignoraban la existencia de campos minados en todos los pasos cordilleranos y la existencia de tropas esperando al que sobreviviera , en realidad no tenian mucha chance dada su baja calidad combativa , en cambio en Chile cada uno estaba conciente de la situacion y circunstancias , la movilizacion chilena fue tremendamente efectiva ya que recibi la orden hoy dia y en 4 dias estaba en el avion a pesar de ser reserva con mi armamento y municion regular , mucha gente opina pero yo soy uno de los miles que participaron y conozco la realidad.

  4. As Europe grapples with Greece and the U.S.struggles to coach outlet store online create jobs, Australia’s economy is soaring, driving the Australian dollar to historic heights against the U.S. coach outlet online dollar — something unthinkable a decade ago when Sydney hosted the coach factory outlet 2000 Olympics. But a strong Australian dollar has not been good for tourism. coach bags In the past 10 years, tourism revenue has shrunk from 3.4% of Australia’s GDP to 2.6%. The number of people flocking coach handbags to Louis vuitton bags Australian shores has also dropped steadily since the Olympics; according to coach wallets the most recent statistics available, international Louis vuitton outlet arrivals were down 2.5% in July 2011from July 2010. Tourism officials realize they have a problem. louis vuitton In an effort to promote the country last year, a number of government louis vuitton bags and tourism bodies spent nearly $5 million to bring Oprah Down Under to tape her show. It didn’t exactly work. Evidently, even Oprah’s magic touch has its limits.
    But there’s another possible solution a little closer to home: China. coach outlet online The statistics speak for themselves. The Chinese are the fastest-growing tourism group in coach factory outlet the world, with approximately 57.4 million people traveling overseas last year. Louis vuitton bags Chinese tourists are now Australia’s third largest louis vuitton outlet market for inbound visitors, but most importantly, its louis vuitton fastest growing one. Within the last year, the number of visitors from coach outlet online the mainland has surged by 23%, contributing $3.26 billion coach outlet online to the economy.

  5. Over the centuries,
    Coach Online Outlet has made classic purses which are Louis Vuitton Outletdistributed in the many stores worldwide.
    Coach Outlet HandbagsThey are designed with creativity Chanel Bagsand innovation to ensure the purses are long lasting and unique.
    Coach Factory Some of the latest
    Cheap Louis Vuitton Bags review is emblematic monogram canvas with graffiti,
    Coach Outlet Store creative turmoil which is loved Coach Outlet Online professionals.
    These Coach Outlet Online are available for Coach Outlet Store Online different occasions you can get them for Burberry Scarf official wear and casual or other functions like dinner and outings.Coach Bags There are larger ones that Louis Vuitton Bags can be used for travel.
    Coach Factory Outlet Online The fashion house offers one of the leading luxury brands of
    Louis Vuitton Outlet in the world.
    TheCoach Factory Outlet are available in colors that you canChanel Handbags choose to match your outfit or accessories.
    Coach Factory Store Online There are plain and printed or embroidered types.Louis Vuitton These are more casual and specific LV Bags to the outfit you blend it with.
    Louis Vuitton Outlet The larger types are good for officialCoach Factory Online use since they can carry the files and equipments you need such as a laptop.
    Coach Factory Online
    This reduces the burden of carrying more than one purse.
    Louis Vuitton Sunglasses
    These Coach Factory Outlet from Pursefocus.
    Burberry Bags com are made of materials that make them stand out from the rest.Louis Vuitton Bag For example there are those made from monogram canvas.
    Authentic Louis VuittonThese are complemented with natural cowhide leather trimmings.Burberry Scarf
    They normally have textile lining that make them unique and long lasting.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s